30 de enero de 2010

Dr. Adalberto Cravioto Meneses

Pachuca, Hidalgo, 19 de enero de 1913
Coyoacán, D.F., 28 de enero de 2010




Es para mí muy doloroso escribir que mi padre ha muerto.

Falleció el pasado jueves 28 de enero, a las cinco de la tarde, en su casa, días después de haber cumplido 97 años de edad.

No fue un final sencillo. Luchó contra la muerte con el mismo ímpetu con el que peleó todas las batallas de su vida. Hasta el último momento conservó la inteligencia y la lucidez que lo caracterizaron a lo largo de su existencia. Y morir con consciencia requiere mucha templanza y mucha valentía.

A principios de enero estuvo internado para una transfusión. Durante la primera de las dos noches que pasó en el Instituto Nacional de Nutrición, cuenta mi madre que mi padre escuchaba reiteradamente ese vals titulado Dios nunca muere. Sólo él lo escuchaba; la música estaba en su cabeza y en ninguna otra parte.

Por eso, ayer, momentos antes de que su cuerpo fuera conducido al crematorio, aún en la capilla, como despedida, quienes lo acompañábamos entonamos esa canción que lo seguía en los últimos días y de la cual reproduzco a continuación la letra:


Muere el sol en los montes
Con la luz que agoniza
Pues la vida en su prisa
Nos conduce a morir

Pero no importa saber
Que voy a tener el mismo final
Porque me queda el consuelo
Que Dios nunca morirá

Voy a dejar las cosas que amé
La tierra ideal que me vió nacer
Sé que después habré de gozar
La dicha y la paz
Que en Dios hallaré

Sé que la vida empieza
En donde se piensa
Que la realidad termina

Sé que Dios nunca muere
Y que se conmueve
Del que busca su beatitud

Sé que una nueva luz
Habrá de alcanzar nuestra soledad
Y que todo aquel que llega a morir
Empieza a vivir una eternidad

Muere el sol en los montes
Con la luz que agoniza
Pues la vida en su prisa
Nos conduce a morir



Descansa en paz, papá


La familia Cravioto Galindo agradece

Al Consejo Directivo de la Asociación de Colonos del Pedregal de San Francisco, A.C.


(El Universal, 30 de enero de 2010)


Al Partido Revolucionario Institucional, Sectores y Organizaciones, representado por la licenciada Edna Geraldina García Gordillo, presidenta del Comité Directivo Estatal de Hidalgo.


(El Sol de Hidalgo, 30 de enero de 2010)



Al licenciado José Francisco Olvera Ruiz, presidente municipal de Pachuca de Soto, y su esposa, la señora María Guadalupe Romero de Olvera.


(El Sol de Hidalgo, 30 de enero de 2010)



Al H. Ayuntamiento de Pachuca de Soto, Hidalgo.


(El Sol de Hidalgo, 30 de enero de 2010)



Al periodista Miguel Ángel Granados Chapa quien, en su columna del 2 de febrero de 2010, dedica las siguientes líneas a nuestro padre:

"Cuando apenas una semana atrás había cumplido 97 años, murió el doctor Adalberto Cravioto Meneses, nacido en Pachuca el 19 de enero de 1913, según leo en el Diccionario biográfico hidalguense de Abraham Pérez López. Tras cursar la secundaria en el Instituto Científico y Literario del estado, marchó a la Universidad Nacional donde se graduó de médico cirujano en 1938. Aparte el ejercicio de su profesión, de preferencia en instituciones de medicina social, fue presidente municipal de su ciudad natal, de 1964 a 1967 y enseguida diputado federal. Fue miembro de una extensa familia de ascendencia italiana, llegada en el siglo XIX a Pachuca desde Huauchinango, y a la que pertenecieron cuatro gobernadores (uno de ellos, Rafael, lo fue varias veces) así como alcaldes, diputados y miembros del Senado de la República."

A los Craviotto de España, especialmente a Nicolás, Daniel, Patricia, Francisco, Joan y Andreu.

Y a todos los familiares y amigos que han estado con nosotros y nos han acompañado en nuestro duelo.

3 comentarios:

  1. Siento mucho lo que estan pasando y les envio un sincero pesame!

    Hola es posible que no te acuerdes de mi, pero creo que yo sii, te conoci cuando tenia 4 o 5 años hace muchos años....en un sanborns de paseo de la reforma (creo), y hasta hoy conoci tu Blog, bueno me voy solo queria dejar mi huella en tu Blog. Chaoo!

    Atte Paola

    ResponderEliminar
  2. Mi mas sentido pesame por la muerte de tu Sr Padre.
    Me uno a tu pena y deseo resignacion es estos momentos tan dificiles.
    El ya descanza y vela por ti y tu familia desde donde esta.

    ResponderEliminar
  3. HASTA EL DIA DE HOY ME ENTERE DE LA MUERTE DE SU SEÑOR PADRE, QUIEN VIVE EN LOS RECUERDOS DE MUCHOS PACHUQUEÑOS... DESCANSE EN PAZ Y RECIBA PRONTA RESIGNACION...

    ResponderEliminar